FATIGA CRÓNICA Y FIBROMIALGIA ¿CÓMO TRATARLA?

FIBROMIALGIA
La fibromialgia no tiene una cura en particular por el tipo de características que presenta, pero se puede prevenir algunos síntomas en forma paliativa.
Se ha considerado a la fibromialgia como un trastorno de somatización, donde el paciente presenta comportamientos tipícos de la histeria como el egocentrismo, histrionismo, labilidad emocional, pobreza y falsedad de afecto, erotización de las relaciones sociales, frigidez, dependencia afectiva e intolerancia al rechazo personal y gasto excesivo de energía para encontrar la aprobación, la atención y la alabanza de los demás.
También se cree que el dolor crónico no lesional que presenta es parte de una depresión subyacente.
La fibromialgia también esta relacionada con la ansiedad crónica, la cual produce tensión muscular y aumento y disminución de la tolerancia al dolor, así como mantener el sentimiento doloroso.
Es un síndrome crónico, donde se desconoce su origen y su evolución suele ser compleja y variable, provoca dolor generalizado que afecta a músculos, ligamentos, articulaciones e incluso la piel, puede volverse grave e invalidante. Empieza en una región, como son el cuello o los hombros y con el paso del tiempo afectan otras áreas del cuerpo.
Este síndrome afecta mas a mujeres en edad media, aunque sea han encontrado casos en hombres que la padecen.
Se ha encontrado que el problema deriva por como se procesa el dolor, donde la persona es hipersensible a los estímulos.
La fibromialgia esta ligada a otros síndromes como son: el Síndrome Sensitivo Central, el Síndrome de fatiga crónica, el Síndrome de Intestino Irritable, el Síndrome de piernas inquietas, la dismenorrea primaria y el Síndrome de la articulación temporomandibular. Todas ellas comparten características como el dolor, cansancia, alteraciones de sueño y trastornos digestivos.
Infortunadamente el diagnosticar a la Fibromialgia es difícil, porque no se encuentra dentro de una enfermedad clara, los pacientes suelen ir a diversos especialistas sin encontrar una solución a su problema, no existen pruebas de laboratorio ni estudios específicos que permitan identificar a este Síndrome.
El tratamiento, ya cuando se ha realizado el diagnostico, requiere que el paciente ponga de su voluntad y participación continua, en ello se busca aliviar el dolor, que el paciente encuentre equilibrio emocional, mejore su sueño, la capacidad física y todos los problemas asociados.
Los tratamientos van desde ejercicio físico, psicoterapia, mindfulness, tratamiento de comorbilidades psiquiátricas, tratamiento farmacológicos contra el dolor generalizado, etc.
Una de las fuentes de apoyo es la terapia Cognitivo Conductual, la cual es una intervención psicológica que ha demostrado más eficacia en el tratamiento de este padecimiento, este tratamiento combina técnicas de condicionamiento clásico y operante (extinción refuerzo positivo, moldeado etc.), aprendizaje observacional, estrategias de solucion de problemas y habilidades de afrontamiento (relajación y técnicas de autocontrol emocional), permite al paciente buscar a través de su conducta, sus pensamientos, su autoconocimiento, autoimagen, autoestima y establecer sus propias capacidades ante las adversidades que se le han presentado, además de profundizar en que momento aparecen los dolores, si son a partir de alguna situación que le afecta o suceden de forma aparentemente sin motivo alguno; el terapeuta trabaja junto al paciente estrategias para superar problemas sociales y de comunicación.

SÍNDROME DE FATIGA CRÓNICA
En el caso del Síndrome de Fatiga Crónica, aunque son síndromes diferentes pero su presentación y síntomas son similares a la Fibromialgia, pueden confundir muchas veces a los que no son expertos, un 80 por ciento de los pacientes con fatiga crónica cumplen los criterios para que se clasifiquen en la fibromialgia, ambas estan definidas como "Enfermedades Complejas", pues en su susceptibilidad intervienen varios genes, para ser expresados, deben contar con influencias del entrono y ambientales.
El síndrome de fatiga crónica es una enfermedad grave, compleja y debilitante que se caracteriza por fatiga intensa, fisica y mental, que no remite, de forma significativa, tras el reposo y que empeora con actividad física o mental. la aparición de la enfermedad obliga a reducir sustancialmente la actividad y esta reduccion de actividad se produce en todas las actividades de la vida diaria.Sus síntomas van desde debilidad de las piernas, dolores musculares y articulaciones, deterioro de la memoria o la concentración, intolerancia a los olores, insomnio y una muy lenta recuperación, de forma que la fatiga persiste más de ventricuatro horas despues de un esfuerzo. Se desconoce la causa de este síndrome y no se disponen pruebas especificas para su diagnostico, pero la mayor creencia es que las infecciones producidas por determinados virus, la respuesta autoinmune y los agentes tóxicos o las sustancias químicas, pueden desencadenar la enfermedad incluso a dosis consideradas como de seguridad, para la mayoría de la población. También se cree que si existen factores predisponentes genéticamente, la inactividad física en la infancia, inactividad tras mononucleosis; factores desencadentes como un estrés severo fisica o psicologicamente, infecciones virales, sustancias químicas, etc., o factores de perpetuación y factores pronósticos, pueden afectar al individuo y fomentar la aparición del Síndrome de Fatiga Crónica. Este problema suele aparecen en personas de raza blanca en su mayoría mujeres de edad media. pero puede aparecen tanto en hombres como en mujeres en todas las edades y razas y etnias.
En cuanto a su tratamiento no existe un tratamiento que la cure, solo existen estrategias farmacologicas y no farmacológicas, estas deben ser personalizadas, porque el tratamiento puede variar entre paciente y paciente.
Parte del tratamiento es que el paciente comprenda su situación y que explore las alternativas que se le presentan, entre ellas se le sugiere realizar ejercicio, el tipo de ejercicio depende del paciente, el ejercicio le permite manejar los niveles de estrés con los que se encuentra, el estrés es parte del problema en cuanto a la fatiga crónica, el tratamiento farmacológico es imprescindible para aliviar síntomas específicos, en muchos casos los pacientes suelen ser hipersensibles a los medicamentos por lo que los médicos recomiendan empezar con dosis bajas e ir aumentando conforme su sistema va normalizando su condición, estos medicamentos van desde antidepresivos o psicofármacos, que solo en ciertos casos son utilizados, se ha encontrado que no siempre son auxiliares en la fatiga crónica, existen casos que se les recomienda utilizar antivirales, esto aún esta investigación, pero se cree que es parte de las condiciones que permiten al paciente disminuir la condición de fatiga crónica, por la naturaleza del padecimiento.
Otras faces del tratamiento es la dieta en donde se recomienda utilizar balanceados.
La limpieza y el entorno es parte de la estrategia, donde el lugar donde se encuentra el paciente debe tener cierta limpieza, pero se debe revisar el tipo de líquidos y limpiadores que se utilizan porque pueden agravar al paciente.
El reposo es una parte fundamental del tratamiento, el paciente debe tener tiempos de descanso donde este puede cargar pilas, se sienta reconfortado y no sobre estimule su cuerpo.
Por último, se recomienda tomar terapia psicológica en especifico la Terapia Cognitivo Conductual, que al igual que en la fibromialgia, permite al paciente re-educarse, conocerse, pensar que su nueva condición no es limitante, solo debe utilizar nuevas herramientas en sí mismo, y que exista un equilibrio entre sus sentimientos, pensamientos y conducta. 



FUENTES:
  • buenavibra.es/movida-sana/salud/claves-para-entender-la-fibromialgia-como-abordar-y-tratar-la-enfermedad/
  • www.infocop.es/view_article.asp?id=2436
  • www.institutferran.org/fatiga_cronica.htm

Entradas populares de este blog

DISLEXIA DIFERENTE AL PROBLEMA DE LECTURA

DISARTRIA Y DISORTOGRAFIA

EL OCIO: BENEFICIOS, VENTAJAS Y DESVENTAJAS.